• sesión fotos bebés estudio fotográfico Madrid mimamiphoto 0
  • sesión fotos bebés estudio fotográfico Madrid mimamiphoto 00
  • sesión fotos bebés estudio fotográfico Madrid mimamiphoto 01
  • sesión fotos bebés estudio fotográfico Madrid mimamiphoto 02
  • sesión fotos bebés estudio fotográfico Madrid mimamiphoto 03
  • sesión fotos bebés estudio fotográfico Madrid mimamiphoto 04
  • sesión fotos bebés estudio fotográfico Madrid mimamiphoto 05
  • sesión fotos bebés estudio fotográfico Madrid mimamiphoto 06
  • sesión fotos bebés estudio fotográfico Madrid mimamiphoto 07

Sesiones de Fotos de Bebés

Tu bebé va cumpliendo meses. Cada día hace una nueva proeza. Al mes echa su primera sonrisa social. El momento mágico de sus primeras carcajadas llega a los tres. Sobre los cuatro meses ya es capaz de tumbarse boca a bajo con la cabecita erguida. A los seis meses comienza a sentarse durante unos segundos. Gatea a los nueve y sobre el año da sus primeros pasos.

Y todos esos instantes quieres retratarlos en una sesión de fotos de bebés.

De un mes a otro cambia notablemente. Parece que con cada cumplemés aquel tierno bebé está dejando de serlo. Y tienes esa necesidad de querer dejar todos esos momentos y gestos captados antes de que tú bebé se convierta en niño. Mimamiphoto te ayuda a captar esas instantáneas que reflejen todos los pasos de tu bebé haciéndoles una sesión amena y tierna. Mi recomendación es hacerlo a partir del cuarto mes.

¿Por qué hacer la sesión de fotos del bebe al cuarto mes?

Hasta el mes realizo las sesiones de recién nacido. Dormiditos, con posturas acurrucadas y colocados en cestitas y diverso atrezzo. Después de ese tiempo es prácticamente imposible. Con dos meses son demasiado grandes, pierden la flexibilidad para realizar el tipo de posturas de recién nacido y no duermen profundamente.

¿Por qué no recomiendo fotografiar a bebés hasta los cuatro meses?

Porque nos encontramos con bebés que no se duermen, pero tampoco nos ofrecen posturas variadas. Solo podemos fotografiarles boca arriba y las poses y composición son monótonas y poco atractivas. Aún así, dando a conocer esta información hay clientes que no quieren esperar hasta los 4-5 meses para hacer fotos a sus bebés.
Igualmente intento hacer un reportaje variado y sacar lo mejor de cada bebé en las distintas etapas de su desarrollo. Solos porque ellos son los protagonistas y también acompañados por los papás y sus hermanos captando esa relación familiar tan íntima.

¿A qué estás esperando? No dejes pasar más meses!

El tiempo vuela!